Estudios han demostrado que puede reducir la ansiedad en pacientes con enfermedad cardíaca.

Escuchar música que se utiliza para practicar yoga, sirve para facilitar los cambios de estado que produce el corazón durante el sueño, mejorando su adaptación.

El cardiólogo indio Naresh Sen investigó y presentó sus hallazgos en el congreso de la European Society of Cardiology .

Por el contrario, la música pop y su ritmo constante producen una baja variabilidad del ritmo cardíaco. El corazón es menos flexible a los cambios, lo que se asocia con hasta un 45% más de riesgo de un primer evento cardiovascular.

Además, los niveles de ansiedad cayeron significativamente después de una noche con música para yoga. A diferencia del sueño con música pop, del que despertaron con un nivel mayor de ansiedad.

“La ciencia no siempre ha estado de acuerdo, pero los indios siempre han creído en el poder de ciertas terapias. Además de los medicamentos, como un modo de tratamiento para dolencias”, señaló el cardiólogo.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here